14 octubre 2010

SOBRE LA LIBERTAD....La Rebelión de Azpeitia....y En un despiste de Amaya


Este Post contiene una Poesía de la Poeta Amaya y otra de Azpeitia en una colaboración sobre temas candentes de nuestra Sociedad perpleja de acontecimientos difíciles de explicar.


LA REBELIÓN…

Soñaron que morían por sus reyes.
Por principios morales amañados.
Que blandían banderas y estandartes
con los signos precarios de fe ciega
y el torpe entendimiento de ser siervos,
mezclando lo divino con lo humano.

La Cruz, la media Luna, un Buda informe,
uniendo la violencia y los temores,
a un más allá lejano y poderoso
de infierno y paraísos en la nada.

En la nada sutil hoy sobreviven,
construyendo fantasmas sugerentes,
políticos mediocres que persiguen
los mismos objetivos del pasado.
Hacernos fieles siervos de la gleba,
castrar los fundamentos de lo humano,
morir en un país lejos y extraño,
cuidando de intereses fiduciarios.

Rebelión de lo inútil, lo indolente.
Hacia dónde, hacia qué, por qué motivo.
Es a costa de quién… de lo que sea.
Ya no importan los modos, las maneras…
Tendrás que rebelarte, no hay salidas.

Hasta el ser más singular quiere ser libre.
A la opresión responde con fiereza,
se rebela se vuelve sanguinario.

Telúricas razones, senescencia…
que escrito está en tus genes milenarios…
La ley es del más fuerte…no lo dudes…

Las leyes de los hombres son mentiras
repletas de mil trampas y añagazas,
escritas al servicio de los grandes.
La letra redondilla de patrañas.
La tinta con la sangre de los muertos
que creyeron en ellas inocentes.

Es hora de decir a los de arriba.
La voz de ¡Rebelión! suena agresiva…
“Poned a buen recaudo vuestras leyes,
mañana no tendréis donde aplicarlas…”
Las leyes se construyen desde abajo…



  - azpeitia - 

 

 
 
 
 
EN UN DESPISTE...
 
 
Me he fugado como un crío

en la cola del recreo.


Lo decidí en un segundo,
ni tuve tiempo
de empaquetar los recuerdos.

Tras el “motín” de rigor
se encadenaron los pasos
con nocturna alevosía..

Se compincharon las piedras,
de un natural delincuente,
con mis huellas fugitivas..

Hice un pacto con el viento..

“Yo te llevo en mis bolsillos,
tú darás cobijo al eco..
del que ayer fuera mi nombre,
cuando por fin pasen lista..”

 
  -  Amaya  -

20 comentarios:

María José dijo...

Hay que endurecerse sin perder jamás la ternura.
(Ernesto Che Guevara)

SILVIA dijo...

Ambos poemas ¡sublimes!
Mi aplauso a ambos, y un abrazo!!!

Mai Puvin dijo...

Bellísimas las dos... qué capacidad, qué arte!... Me voy gratificada.

Abrazos, amigo... tiempo que no te leía y te confieso que me hacía falta.

Preste Juan dijo...

Piso en esta tierra blanda, con temor a dejar una huella innoble.
Pues demasiado tiempo hacía que mi pie aquí no hollaba, y lo que encuentro a mi paso me parece dorada siembra que no quiero dañar... Y al tiempo, cosecha que quiero segar, para llenar mi vacío de palabras que necesito, como quien busca semillas para labrar su erial.

He disfrutado mucho. Espero volver pronto.
Gracias por su trabajo.

ana dijo...

PRECIOSA ENTRADA, BELLOS POEMAS, LIBERTAD ANTE TODO, LA LUCHA QUE NACE DESDE LO MÁS DENTRO, MOTIVOS NUESTROS, DESDE EL ALMA.

UN ABRAZO.

Juan José Romero M-E. dijo...

Os habéis lanzado a volar sin alas y estáis volando con la soltura de un ave, eso sólo sucede cuando se sueltan las amarras del alma revelándose a cualquier tipo de situación`preestablecida.
Me han encantado los dos poemas y tan solo me queda deciros que "VIVA LA LIBERTAD"
Un beso, Amaya, un abrazo, Aspeitia

Mercedes Ridocci dijo...

La fe ciega tiene su origen en la ignorancia, en la alienación, por eso es terrible.
Salir del redil solo se puede conseguir con una sociedad culta; con una sociedad que educe desde la capacidad de crítica y el análisis; desde de una sociedad abierta, libre y respetuosa.

santiago dijo...

Querido amigo tiene toda la razón. perfectas las poesías.
Un placer saludarte y leerte

Julio dijo...

Creo que hay un déficit grave de cultura, hecho que les viene muy bien para colocar sus eslóganes, son hábiles cortando la libertad a trocitos, sin que al parecer la mayoría se den cuenta que la suma de trocitos hacen un todo. Espero tengas razón
Un abrazo
Julio

Circe La Hechicera dijo...

Mi querido Azpeitia, he estado ausente porque la tiranía del tiempo me ha tomado en sus redes,pero te he leido en silencio y llevándome todo el sentimiento de tus palabras. Me ha encantado lo que le leído una estupenda manera de hacer una denuncia sobre lo que nos ocurre, sobre nuestra sociedad; Amaya, con tu "descuido" me has tocado el corazón, hermosos poemas. Un beso

Mery Larrinua dijo...

Excelentes ambos poemas!!!
un abrazo

arkaitz dijo...

Preciosas poesías, sinceramente muy buenas.

Te deje un mensaje ya no recuerdo donde, pero en él te decía que pases por mi blog que te aguarda un regalo de un zarauztarra.

Un abrazo

lidia dijo...

es un derroche de HERMOSURA! por donde se lea...gracias por ser seguidor ...me enorgullece...
solo falta que pases por el blog,es gratis...y no escribo con rima,ni nada,porque jamás aprendí a escribir poemas...salen de mi mente,imaginación y son así!
te espero amigo
lidia-la escriba

Núria dijo...

Magníficas las dos poesías...contundente una y tierna la otra...
Felicidades a los dos por tan bellas letras!
Núria

El Mar...Siempre el mar dijo...

Holaaaa.
Llego dede un blog amigo, te leeo y estos dos poemas sencillamente geniales me dicen que tengo que quedarme cerquita para seguir leyendote.
No es facil encontrar poemas tan bellamente escritos a la vez que tan de hoy, tan de siempre.

Saludos.

Amadeus dijo...

Siempre hay una razón para rebelarse, en escritura y en actos.
Un abrazo.

Noray dijo...

Excelente la rebelión y el despiste. No en vano se trata de dos grandes poetas.


Un abrazo a ambos

Mariola López dijo...

Quizás te parezca repetitiva.
Llevo mas de 45 minutos leyéndote y de verdad que e un placer...
Y a lo mejor hasta parezco lisonjera, pero es que me sale desde lo mas profundo de mi predilección de la poesía pura y dura..
Un gran abrazo y muchas gracias por permitirnos leerte
Mariola

Belkis dijo...

A veces viene bien el despiste que te hace volver a ser niño y así dar cobijo al eco de la rebelión compartida que te saca de la inercia y te hace levantar la voz contra un mecanismo que no avanza y no ayuda a alzar el vuelo. Ojalá que lo que empieza en un susurro, se convierta en un grito...
Siempre es un placer pasar por aquí y deleitarme con la letra de dos maravillosos poetas.
Un abrazo a ambos Amaya y Antonio.

Belkis dijo...

A veces viene bien el despiste que te hace volver a ser niño y así dar cobijo al eco de la rebelión compartida que te saca de la inercia y te hace levantar la voz contra un mecanismo que no avanza y no ayuda a alzar el vuelo. Ojalá que lo que empieza en un susurro, se convierta en un grito...
Siempre es un placer pasar por aquí y deleitarme con la letra de dos maravillosos poetas.
Un abrazo a ambos Amaya y Antonio.